Convocan a vecinos como testigos por las vejaciones a un discapacitado


La Dra. Viviana Ramos, titular de la UFI 11, confirmó que en las próximas horas llamarán a vecinos como testigos en la causa que investiga las vejaciones y torturas a un hombre de 37 años con retraso madurativo. 

"Seguimos recabando información. Hemos instado a la DDI a que convoque a los vecinos testigos de este maltrato de la víctima. Hemos reconstruido la vida a partir del testimonio de familiares, que si bien tenían poco contacto, relataron una historia de años de maltrato que vivía la víctima y también su propia madre" explicó la funcionaria. 

La víctima será entrevistada por una psicóloga para una testimonial que podría ser tomada a través de una Cámara de Gesell: "El déficit intelectual cognitivo que tengo acreditado es como estar con un chiquito de 7 años. Tengo que obtener el relato más certero pero tiene que ser analizado por una entrevista psicológica previa. Tenemos otras dificultades a nivel logístico pero estoy gestionando que me puedan aportar un psicólogo para este hecho que es de extrema gravedad".

Consultada sobre la posibilidad de abrir una investigación paralela sobre la muerte de la madre, ocurrida un año atrás, aclaró: "Yo no tengo nada, y revisé a través del sistema informático si hay alguna denuncia con respecto a la madre de la víctima que me lleve a suponer algún hecho delictivo. Lo tengo por comentarios, no lo tengo por la instrucción ni por nadie que sospeche la criminalidad de la muerte de la madre de la víctima. Llegado el caso se iniciará una investigación".

También el imputado será sometido a pericias psicológicas. En relación a la actividad "religiosa" del agresor, la Dra. Ramos precisó que se declaró como "ayudante espiritual". 

"En la figura del código penal que es el curanderismo, que atenta contra la salud pública, era aceptado y asumido socialmente.  Determinado acto sexual lo sea a cambio de comida. El propio cuerpo de la víctima expone lesiones y también desnutrición".