El Ejecutivo pide "responsabilidad y solidaridad" a los gremios


La Municipalidad de San Pedro emitió un comunicado en el que "agradece y reconoce la comprensión demostrada por cientos de compañeros y compañeras municipales, agremiados o no, que ante la inoportuna medida de fuerza que se lleva adelante, han honrado el servicio público que constituye su trabajo, concurriendo a sus puestos, como cada jornada".

Estos son los principales párrafos de un mensaje dirigido a analizar el paro convocado por ATE y el Sindicato de Trabajadores Municipales:   

"Desde el comienzo del diálogo con los dirigentes sindicales, hemos reconocido todas las razones para sostener un pedido de aumento salarial, y así lo hemos expresado públicamente.

Sin embargo, es imposible no admitir que estamos llegando al final de un año que nos exime de toda justificación. 

Nuestra administración transitó y transita momentos muy difíciles, en los que gracias al esfuerzo de miles de contribuyentes, que seguramente también están atravesando tiempos complicados, y al gobierno de la Provincia de Buenos Aires que facilitó préstamos durante varios meses, se ha cumplido con la obligación de pagar todos los sueldos y el medio aguinaldo, en tiempo y forma. 

Por la Pandemia de Covid-19 y su incidencia, cayó nuestra recaudación y han sido necesarios recursos extraordinarios, para cumplir con las demandas de Salud, Desarrollo Humano y Seguridad, entre otras áreas municipales, atendiendo y conteniendo situaciones muy complicadas.

En la Mesa de Relaciones Laborales, solicitamos un margen de tiempo para cumplir con los compromisos futuros, incluyendo el próximo medio aguinaldo. 

Con información y números a la vista les propusimos establecer un cronograma de actualizaciones para ir recuperando paulatinamente los salarios y las jubilaciones desde el mes próximo.

Siempre hemos respetado el derecho que asiste a cada trabajador, sin embargo algunos dirigentes sin considerar la opinión incluso de muchos de sus representados, han convertido un reclamo justo, en una acción política que genera una tensión inútil.

Nuestros vecinos han visto y reconocido el comportamiento de la inmensa mayoría de nuestros compañeros trabajadores y trabajadoras que con orgullo y dedicación, han estado al servicio de la comunidad con gran compromiso.

Del mismo modo, queda claro que otros no han estado, ni están, la altura de las circunstancias. 

En este contexto y ante un mes en el que son fundamentales los gestos solidaridad y responsabilidad, hacemos un llamado a la reflexión para que esta situación no se prolongue, y encontremos razonablemente una salida que beneficie a los trabajadores y esencialmente a todos los sampedrinos".