Abusos: Subsecretaría de Género apoyó a las familias y separaron a una empleada


La Subsecretaría de Políticas de Género, Mujeres y Diversidad, ante los hechos de público conocimiento suscitados en el día de ayer, repudió "el trato hacia los familiares denunciantes por los abusos que tuvieron lugar en el Jardín Belén de nuestra ciudad".

El área que conduce Laura Monfasani expresó su planteo "desde la convicción con la cual se creó esta Subsecretaría de lucha para la erradicación de todo tipo de violencia contra las mujeres, niñas y diversidades, y del indeclinable compromiso de que los profesionales y personal integrantes de la misma acompañen y asistan a toda víctima directa o indirecta, es que se tomarán las medidas correspondientes".

La referencia es hacia la empleada municipal, que trabaja en la Subsecretaría de Género, que aparece en los videos difundidos ayer discutiendo con los padres.  Marisa Corvalán fue separada de su cargo en esa dependencia, y se aguarda por las próximas resoluciones que puedan adoptarse. 

Las autoridades plantaron que acompañan "a las familias en el dolor y en la incansable lucha que vienen sosteniendo desde hace ya 4 años".