Javier Vega camina, habla y pasará a una sala común

Javier Vega, el joven de 22 años apuñalado en el boliche "Krapson", continúa con una franca evolución en su estado de salud.
"Podría haber fallecido en el mismo lugar del hecho por la hemorragia, pero la rápida reacción de quienes lo trajeron, la intervención de los médicos y los cirujanos, la buena intervención en terapia y su fortaleza, permitieron que se recupere" indicó el Dr. José Herbas, jefe de la guardia del Hospital.

Vega, a quien le retiraron el respirador artificial el miércoles, ya camina por sus propios medios, habla con los médicos y familiares, y será derivado a una sala común en cuanto se libere una cama, explicó el funcionario.

Comentarios