Cuerpo calcinado en el cementerio: investigan el homicidio

El cuerpo quemado de un hombre de 60 años, identificado como Juan Carlos Coito, apareció esta tarde en una calle lindera al cementerio municipal. 

Los primeros datos aportados a la investigación indican que el cadáver presenta un golpe en la cabeza. 
La información fue confirmada a través de la operación de autopsia, que determinó que ese es el causal de muerte. Ese dato fundamental orienta la investigaciòn hacia la hipótesis de un homicidio.
La ropa que llevaba puesta (una remera y un pantalón) estaba casi totalmente consumida por el fuego, que también alcanzó los pastizales cercanos. El cuerpo apareció con las medias puestas. 
La identificación fue posible gracias a un documento hallado en la escena. Sin embargo, la vieja dirección que allí figura no permitió arrojar mayores datos, ya que no mantenía contacto con su ex esposa. 
Coito llevaba una vida de vagabundo desde hace varios años, realizaba trabajos ocasionales y no tenía domicilio fijo.

Comentarios

Anónimo ha dicho que…
Vendía lombrices, siempre trabajo,junto frutas, pescador, pero nunca robo,no como las lacras de ahora. Espero que se averigüe que es lo que le paso, aunque la justicia es para algunos, qepd. En ese lugar ponen maderas con clavos para robar.
Anónimo ha dicho que…
Me gusto la frase "espero que se averigue que es lo que paso "
Anónimo ha dicho que…
Cómo era un pobre gaucho. en un mes no se habla más del tema. Y queda todo en la nada. Ojala me equivoque y encuentren a los que le hicieron eso
Anónimo ha dicho que…
Roleri Aguero Gallo Catalano y Cerdeira seguro ya se juntaron a tomar un cafe para meter preso al asesino
Anónimo ha dicho que…
La justicia y la policía y el secretario de seguridad de San Pedro son lo peor de la provincia de buenos Aires
Anónimo ha dicho que…
San Pedro está sitiado por los delincuentes. La mayor parte de culpa la tiene la justicia que permite que estas lacras estén en libertad. Nadie va presa. Nuestro intendente nada hace para que cambie nuestra sociedad. La zona donde apareció el cadáver es intransitable después de las seis de la tarde. Detrás de la escuela 4 hay un pequeño asentamiento que es guarida de ladornes y desde hace años venden droga y nadie jamás va preso. No solamente los pirinchos van a comprar, hay autos de lujo que compran y todos saben quienes son los vendedores y quienes les llevan el producto.
Anónimo ha dicho que…
Seguimos siendo rehenes de los criminales.