17.1.16

Impecable unipersonal de Marina Seery en la Sociedad Italiana



Foto Luciana Seery
La actriz y directora teatral sampedrina Marina Seery se presentó el viernes por la noche en la Sociedad Italiana con el unipersonal “Nada del amor me produce envidia”, de   Santiago Loza.

La impecable actuación de la artista fue aplaudida de pie por el público que disfrutó de alrededor de una hora de un espectáculo del más alto nivel.


En el relato de una costurera que debe coser un vestido para Libertad Lamarque y elegir entregárselo a ella o a Eva Duarte, subyace  el amor, la locura, la política, el tiempo y la muerte. Todo transcurre en el taller de costura. A través del interesante guion, la actriz logra transportar al espectador a un mundo de personajes que parecen entrar y salir de escena continuamente.

Ya casi como marca de Seery, al ingresar a la sala el auditorio se encontró con la actriz sobre el escenario, inmóvil, junto con una máquina de coser, Lucía Vázquez posando al lado de vestidos de novia colgados sobre un perchero, y un joven con una guitarra sobre un sillón hamaca. Eduardo Humprheys deambulaba sobre la escenografía para luego realizar la presentación de la obra, precedida por la interpretación de “El día que me quieras” de los jóvenes actores.

Al finalizar la presentación, aplaudida de pie, Seery tuvo un momento de agradecimientos y un pedido especial para apoyar las producciones independientes que se hacen a pulmón y que implican un alto costo para los actores. La directora explicó que la preparación de una obra lleva más de seis meses y que sólo logran una sola puesta debido a la escasez de público.

“Nada del amor me produce envidia” transitará, afortunadamente, otros escenarios de la Ciudad de Buenos Aires.

1 comentario:

Mariela Scalante. dijo...

Una actriz de alto nivel, un orgullo para nuestro pueblo saber que es nuestra. Dios quiera que los sampedrinos de una vez por todas apoyemos a nuestros artistas. La obra del viernes fue de un nivel magnifico, una actuación excelente, el manejo del cuerpo que tiene Marina Seery es impecable. Sus solos movimientos nos hacían ver la entrada y salida de personajes. Una obra descripta corporalmente. IMPECABLE!!! UN ORGULLO Y UNA ARTISTA que nos tiene acostumbrados a grandes producciones! GRACIAS y que la dirección de cultura se despierte y apoye y le dé lugar a artistas como está mujer.